El Alcalde de Bilbao inaugura la tercera edición del BBVA Bilbao Food Capital

En los últimos tiempos, aficionados internacionales a la buena mesa son capaces de desplazarse en avión a Bilbao para disfrutar, en un sólo día, las propuestas de los cocineros de Bilbao y Bizkaia con estrella Michelin.

Así lo han constatado, durante la inauguración este lunes de la tercera edición BBVA Bilbao Food Capital, el alcalde de la villa, Juan María Aburto, y el cocinero del restaurante «Mina» de Bilbao, Álvaro Garrido, con una estrella Michelín, en el transcurso de una conversación distendida.

El alcalde ha relatado que algunos cocineros de Bilbao le han contado que «hay personas que cogen un avión en Fráncfort, vienen a comer a Bilbao y se marchan de vuelta».

Garrido ha defendido también la proyección internacional que ha alcanzado la alta cocina vizcaína y ha relatado la anécdota de que una vez le llegaron unos clientes belgas que «habían comido en el asador Etxebarri, (de Víctor Arguinzoniz, tercer mejor restaurante del mundo en 2019), cenado en Nerua  (liderado por Josean Alija en el restaurante del Museo Guggenheim) y recenado» en su establecimiento.

«Que haya gente que solamente decida venir a Bilbao a comer de esa manera es un salto cualitativo impresionante, que hace 30 años era absolutamente impensable», ha rematado.

Tanto Aburto como Garrido han abordado también el problema del relevo generacional en los fogones de la alta cocina vizcaína y el restaurador ha achacado la falta de relevo en el hecho de que abordar hoy en día un proyecto gastronómico «es caro», lo que «desanima a los cocineros jóvenes a abrir un restaurante».

Para revertir esta situación en el mundo de la alta cocina, ha opinado que «tiene que haber gente que incentive a los jóvenes formados a ser empresarios y a desarrollarse como cocineros».